Asturias se despide de un otoño con alta humedad y temperaturas extremadamente cálidas, rumbo a una Navidad más cálida de lo común.

Asturias se despide de un otoño con alta humedad y temperaturas extremadamente cálidas, rumbo a una Navidad más cálida de lo común.

Oviedo, 19 de diciembre.

El otoño en el Principado de Asturias ha sido caracterizado como "húmedo y extremadamente cálido" según los datos proporcionados por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). Además, se pronostica que en los próximos días las temperaturas serán más altas de lo normal para esta época del año y habrá menos precipitaciones.

El delegado territorial de la Aemet en Asturias, Ángel Gómez, presentó el informe que detalla los datos meteorológicos del otoño y el avance del invierno.

Según las proyecciones de la Aemet, desde el 25 de diciembre hasta el 31 se espera una temperatura media superior a lo habitual para esta época del año, con una precipitación acumulada que se estima "ligeramente inferior" a lo normal. Del 1 al 7 de enero también se espera una temperatura más alta que lo habitual, con una precipitación acumulada normal.

La Aemet estima que hay un 50% de probabilidad de que el invierno meteorológico, que comprende desde diciembre hasta febrero, sea cálido. Por otro lado, existe un 30% de probabilidad de que sea normal y un 20% de que sea frío.

De manera similar, se pronostica que haya un 50% de posibilidades de que el invierno sea húmedo, en contraste a un 30% de posibilidades de que sea normal y un 20% de que sea seco.

En relación al otoño, se ha registrado como el más cálido en Asturias desde 1961 hasta 2023. Los meses de septiembre y noviembre fueron muy cálidos y octubre fue catalogado como "extremadamente cálido". Por otra parte, fue un otoño húmedo, ya que hubo más precipitaciones en septiembre que en los dos meses siguientes. La temperatura media fue de 15,1 grados, 2,3 grados más alto que lo habitual.

En lo que respecta al año hidrológico actual, que va de octubre de 2022 a noviembre de este año, las precipitaciones han sido un 1% mayores de lo normal en la región. Sin embargo, en el año natural, de enero a noviembre, se ha registrado un déficit del 10% y se ha considerado seco. A pesar de ello, el delegado de la Aemet señaló que el año pasado el déficit fue del 21%, por lo que la situación hidrológica está mejorando.

Categoría

Asturias