Crónica Asturias.

Crónica Asturias.

Ciudadanos se afirma como partido relevante en Asturias para situar la región en el foco.

Ciudadanos se afirma como partido relevante en Asturias para situar la región en el foco.

El candidato a la presidencia del Principado por Ciudadanos, Manuel Iñarra, ha destacado la importancia de su partido en Asturias por encima de las batallas ideológicas y ha reivindicado su compromiso con la región y sus habitantes. Presentando el programa electoral de la formación, Iñarra ha señalado que tienen intención de centrarse en el bienestar de Asturias y sus ciudadanos.

Ciudadanos quiere “dar la vuelta a Asturias” y lograrlo a través de un paquete de medidas basadas en tres ejes: la familia y la clase media, la educación y la sanidad y la regeneración democrática. En cuanto a la sanidad y educación, Iñarra ha afirmado que “no se deben demonizar los conciertos, aunque en primer término sea necesario reforzar los sistemas públicos”. En cualquier caso, una lección que ha aprendido Ciudadanos con su ciudadanos es que debe haber personas que no tengan como única intención vivir de la política.

Uno de los retos fundamentales que afronta Asturias es el demográfico, aunque otro como el económico o la reordenación territorial con la fusión de concejos también tiene un gran peso en el programa electoral de Ciudadanos. El impuesto de sucesiones y donaciones, una política fiscal de impuestos bajos o la implantación de un cheque formativo son algunas de las medidas en materia económica que ha destacado Iñarra durante la presentación del programa.

El mensaje de Ciudadanos ha sido reforzado por Nacho Martín, miembro de la Ejecutiva nacional de Ciudadanos y viceportavoz adjunto, quien ha declarado que España y Asturias necesitan un partido realista y sensato como Ciudadanos. Asimismo, Nacho Martín ha manifestado que hay problemas en España que son comunes a todas las CCAA y ha incidido en que un partido como Ciudadanos es necesario para este país.

Martin ha señalado que a menudo ve “síntomas preocupantes en el debate público de Asturias” que, aunque diferentes a la situación catalana, pueden conllevar un peligro similar. Ha recomendado a los ciudadanos de Asturias que eviten el nacionalismo político y en concreto que eviten la imposición del asturiano como lengua.