Crónica Asturias.

Crónica Asturias.

Funcionarios del medio ambiente acusan al Principado de forzar un horario de trabajo.

Funcionarios del medio ambiente acusan al Principado de forzar un horario de trabajo.

En Oviedo, en el día de hoy, agentes del medio natural de Asturias han expresado su preocupación ante lo que consideran un intento del Principado por imponerles un nuevo horario laboral, el cual hasta ahora habían cumplido de manera voluntaria. Este horario incluía guardias de 24 horas, trabajo en horas de la tarde y fines de semana. Los agentes tienen previsto reunirse con representantes de la Consejería de Fomento para discutir sobre las nuevas condiciones laborales.

Representantes sindicales de los agentes han ofrecido una rueda de prensa en la Junta General, acompañados por el diputado del Grupo Mixto-Foro, Adrián Pumares. Durante la conferencia, el representante del sindicato CSIF, Miguel Garrido, ha defendido la necesidad de una regulación laboral justa que incluya compensaciones por exposición a situaciones peligrosas, como incendios o interacciones con animales, y descansos adecuados luego de guardar turnos de 24 horas.

Según Garrido, la propuesta de la Administración incluye la obligatoriedad de trabajar fines de semana y tardes, con un complemento por turnicidad, pero no contempla compensación por la toxicidad ni descansos después de las guardias. En palabras de Garrido, la imposición de este nuevo horario sin beneficios para los trabajadores va en contra de lo que venían haciendo voluntariamente hasta ahora.

Desde hace tres semanas, los agentes han cumplido estrictamente con su horario de trabajo respetando la legalidad en todo momento, demostrando compromiso como funcionarios públicos. Las cinco organizaciones sindicales involucradas están totalmente de acuerdo en esta situación y temen que la falta de avances en las negociaciones pueda llevar a la privatización encubierta de algunas de sus funciones.

En particular, se teme que se externalicen tareas como la atención en los centros de precintaje, el acompañamiento a cazadores o la inspección de daños provocados por la fauna salvaje. El diputado Adrián Pumares ha expresado su rechazo a que los agentes tengan que realizar valoraciones de daños que luego sean revisadas por Tragsa. El apoyo a las demandas de los agentes es visto como algo lógico y se espera que el consejero Alejandro Calvo muestre una verdadera voluntad de acuerdo sin privatizaciones.

Pumares ha enfatizado la importancia de brindar condiciones laborales adecuadas a los agentes para que puedan realizar su trabajo de la mejor manera. Por su parte, José Carlos Fernández de Usipa ha pedido disculpas a la sociedad asturiana por las posibles demoras en algunos servicios debido a la protesta, mostrando confianza en que la reunión con Fomento pueda traer soluciones al conflicto ya que la propuesta de los trabajadores es considerada como la mínima necesaria.

Por otro lado, desde UGT, Daniel Gregorio ha instado a la Administración a ser creativa para encontrar un acuerdo que sea equitativo para ambas partes. Es importante recordar que los trabajadores se están ajustando a sus horarios legales y que la imposición no es un camino adecuado para lograr un entendimiento mutuo.