Gobierno busca establecer una Ley de Salud Mental basada en el Plan 2023-2030

Gobierno busca establecer una Ley de Salud Mental basada en el Plan 2023-2030

La consejera de Salud Concepción Saavedra ha comparecido en comisión parlamentaria para informar sobre el Plan de Salud Mental 2023-2030 y ha expresado la intención del Gobierno de Asturias de utilizar este plan como base para una nueva Ley de Salud Mental en la región.

Saavedra ha comentado que el objetivo es ir más allá y trabajar para establecer una ley que simbolice el máximo consenso político en el ámbito de la salud mental. Ha extendido la mano al resto de los grupos parlamentarios para lograr este objetivo.

La consejera ha enfatizado que la ley busca consolidar el modelo de salud mental comunitaria de Asturias, que es considerado un referente, y ha destacado la importancia de alcanzar el mayor consenso posible en este proceso. Ha señalado que el plan es el resultado de un intenso y consensuado trabajo que involucró a todos los sectores de la sociedad.

En su comparecencia, Saavedra ha subrayado que el plan es una poderosa herramienta que refleja la realidad actual y pasada de la salud mental en la región.

Asimismo, ha mencionado que uno de los objetivos del plan es reducir las muertes y los intentos de suicidio a través de la promoción de la salud, la prevención, la detección precoz y la atención a la conducta suicida. Para lograrlo, se ha establecido una agenda única que coordina las acciones de los distintos ámbitos institucionales.

Saavedra ha explicado que el plan, aprobado en marzo por el consejo de Gobierno, demuestra el compromiso explícito y práctico del Ejecutivo con la salud mental y su responsabilidad hacia las personas y grupos más vulnerables. Ha destacado que incluso las estructuras orgánicas de la Consejería de Salud y del Servicio de Salud reflejan la importancia otorgada a la salud mental.

El plan contempla más de 240 acciones distribuidas en tres ejes estratégicos que reflejan el compromiso del Gobierno asturiano con el cuidado de la salud mental.

En el turno de fijación de posiciones, el Partido Popular y Vox han expresado críticas hacia el plan y las explicaciones proporcionadas por la consejera. La diputada del PP, Pilar Fernández Pardo, ha indicado que aunque el plan tiene buenas intenciones, se requieren detalles específicos en aspectos como el presupuesto, las infraestructuras planificadas y la contratación de profesionales.

Por su parte, la diputada de Vox, Sara Álvarez, ha considerado insostenible la situación de la salud mental en Asturias y ha criticado al Gobierno socialista por no abordarla durante toda una legislatura. Ha pedido un cambio radical y soluciones inmediatas.

Xabel Vegas, de IU-Convocatoria por Asturies, ha recordado que su grupo ha sido uno de los impulsores de la atención a la salud mental en los últimos años. Ha manifestado su apoyo al Plan de Salud Mental, pero ha señalado que considera insuficiente y ha exigido la inclusión de una ley asturiana de salud mental en el acuerdo para un gobierno de unidad progresista.

Categoría

Asturias