• viernes 27 de enero del 2023

Montezuma asegura que a lo largo de la conquista de México brotó "el acercamiento de 2 formas de meditar distintas"

img

OVIEDO, 28 Oct.

El premio Princesa de Asturias de Ciencias Sociales, el arqueólogo mexicano Eduardo Matos Moctezuma, aseguró que en el año 1521 --año en que los españoles en coalición con múltiples pueblos indígenas conquistaron la ciudad más importante de los aztecas-- se causó "el acercamiento de 2 formas de meditar distintas, de sociedades que tenían su visión del cosmos".

Así lo indicó este viernes en Oviedo a lo largo de su alegato en la distribución de los Premios Princesa en el Teatro Campoamor, donde explicó que lo que el día de hoy son España y México "venían, de siglos atrás, arropados en sus historias", pero en el año de 1521 se dio "la conjunción de ellas". Así, ha señalado que los 2 países "están unidos por nudos inseparables".

Montezuma --que aseguró que los galardones asimismo le correspondían a los profesores y las instituciones que formaron, apoyaron y dejaron desarrollar el saber de los premiados--, indicó que "traspasar anteriormente para traerlo al presente" fué la tarea que "de forma incesante" ha desempeñado durante su historia.

El premiado con el Princesa de Ciencias Sociales ha calificado la arqueología como "el medio para conseguir trasponer el tiempo mismo y llegar frente a los pueblos que nos precedieron en la historia".

Del mismo modo, indicó que la historia y la arqueología "nos llevan en frente de las sociedades del pasado y nos detallan que muchas de ellas fueron autoras de adelantos esenciales y que, en su devenir, brotaron imperios y mandatarios poderosos que en su soberbia pensaron que serían eternos, pero no fue de esta manera".

"La historia es insuperable en sus juicios", explicó, para asegurar que es imposible esperar manipularla ni cometer "el despropósito" de tergiversarla. "Mala consejera es la ignorancia que muchas veces transporta a la patraña. La historia la escriben los pueblos. Ellos son forjadores de futuros mejores", ha señalado.

En ese sentido, indicó que la historia exhibe que toda guerra "implica muerte, destrucción, desolación, imposición, injusticia y crueldad". Después de señalar que España como México han vivido en carne propia la guerra, aseguró que pero eso no se olvida, "tampoco tenemos la posibilidad de anclarnos anteriormente y almacenar rencores, sino más bien ver hacia adelante". "En esto, México y España tienen que dirigirse hacia un futuro promisorio", ha señalado.

Más información

Montezuma asegura que a lo largo de la conquista de México brotó "el acercamiento de 2 formas de meditar distintas"