Crónica Asturias.

Crónica Asturias.

Rechazo de los comerciantes de El Fontán al plan de rehabilitación del Mercado propuesto por el ayuntamiento.

Rechazo de los comerciantes de El Fontán al plan de rehabilitación del Mercado propuesto por el ayuntamiento.

El concejal de Proyectos Estratégicos, Ignacio Cuesta (PP), ha confirmado que será necesario devolver los fondos europeos destinados a la rehabilitación del Mercado de El Fontán en Oviedo.

Los comerciantes del Mercado de El Fontán han rechazado el plan municipal para la renovación del espacio, el cual incluía la creación de una zona para restaurantes en el piso superior, además de las mejoras y digitalización del Mercado.

El proyecto de reforma cuenta con una inversión de 2,3 millones de euros provenientes de los fondos Next Generation UE, con la condición de que el 60% de las obras estén completadas para diciembre de este año. El Ayuntamiento también tiene previsto aportar 2,2 millones adicionales al proyecto.

En la votación participaron 31 comerciantes, con 19 votos en contra, 11 a favor y una abstención hacia la propuesta liderada por Alfredo Canteli.

El Equipo de Gobierno, encabezado por Canteli, ha respetado la decisión de los comerciantes y ha anunciado que no seguirán adelante con el proyecto. Cuesta expresó que el objetivo era modernizar el Mercado y atraer nuevos clientes con la incorporación de locales de hostelería en el piso superior.

Ante el rechazo de los comerciantes, Cuesta reconoció que los fondos europeos tendrán que ser devueltos, ya que estaban destinados a un proyecto concreto. El portavoz del Grupo Municipal Socialista criticó la situación, lamentando los fondos a punto de perderse después de años de parálisis y cambios en el proyecto.

Por otro lado, la portavoz de Vox aseguró que los comerciantes rechazaron el plan de Canteli, el cual ponía en peligro el futuro de los negocios del mercado. La responsabilidad de no perder los fondos europeos recae en el equipo de gobierno, según Peralta.

En la misma línea, el portavoz de IU-Convocatoria por Oviedo calificó el rechazo de los comerciantes como un fiasco anunciado, resultado de un mal método de gestión por parte del Ejecutivo local. Llamazares instó a retomar el diálogo y salvar la modernización energética y digital del mercado.