Crónica Asturias.

Crónica Asturias.

Sindicatura informa que las cuentas locales asturianas de 2022 presentan ligeras deficiencias

Sindicatura informa que las cuentas locales asturianas de 2022 presentan ligeras deficiencias

La Sindicatura de Cuentas del Principado ha informado hoy de que el rendimiento de las entidades locales de Asturias en cuanto a la presentación de sus cuentas anuales ha disminuido en un 4 por ciento en comparación con el año pasado. Según el informe, el 75 por ciento de las entidades locales presentaron sus cuentas dentro del plazo estipulado, lo que representa una ligera disminución en comparación con el ejercicio anterior.

De un total de 78 concejos en Asturias, solo 57 presentaron sus cuentas a tiempo, lo que equivale al 73 por ciento. Además, una de las 39 parroquias rurales no presentó sus cuentas en tiempo y forma. A pesar de esto, las parroquias rurales siguen siendo las entidades locales que demuestran un mayor cumplimiento con la Sindicatura de Cuentas.

En cuanto a las mancomunidades, estas presentan el nivel más bajo de cumplimiento, ya que solo 4 de las 15 existentes en Asturias presentaron sus cuentas. Este dato es incluso peor que el del año anterior. La Sindicatura de Cuentas ha recomendado en repetidas ocasiones que se inicie o se complete el proceso de disolución de aquellas mancomunidades que carecen de actividad o llevan años en proceso de disolución, como es el caso de la mancomunidad del Nora.

Ante esta disminución en el nivel de rendición, la Sindicatura insiste en su recomendación al Gobierno del Principado de Asturias para que las subvenciones a las entidades locales y las transferencias del Fondo de Cooperación Municipal estén condicionadas al cumplimiento de la presentación de cuentas anuales. Las comunidades autónomas que ya aplican este tipo de medidas, como Cataluña, Comunidad de Madrid, Galicia, Comunidad Valenciana, Aragón o Canarias, han experimentado una mejora significativa en los niveles de rendición de cuentas a sus respectivos órganos de control externo.